La oruga de Bilbao, velocidad de crucero sobre raíles

Voy a poner a prueba vuestra agudeza y vamos a jugar a las adivinanzas. “Adivina, adivinanza, me muevo mucho de un lado a otro pero no tengo ruedas, reduzco el tiempo de las personas que van de un lugar a otro y a la vez puedo detener el paso a los demás, algunos me llaman la oruga de Bilbao, ¿sabéis quién soy?”

Tranvía de Bilbao (Teatro Arriaga)

Tranvía de Bilbao (Teatro Arriaga)

Efectivamente estoy hablando de la envidia de las ciudades vecinas, del Tranvía de Bilbao. De lo que parecía la búsqueda del tesoro de la Atlántida, surgió un simpático “trenecillo” que viajaba por una calzada ferroviaria atravesando de punta a punta Bilbao, para que los vecinos de Atxuri y de la Casilla pudieran acceder al núcleo urbano de la villa. 

Este medio de transporte es muy valorado por su aspecto funcional, porque claramente permite deleitarse con el diseño urbano de la ciudad. En su recorrido de 12 paradas rodeas algunos de los edificios emblemáticos de Bilbao, como son, el Teatro Arriaga, la estación de Abando, el Palacio de Justicia, el Museo Guggenheim Bilbao, el Palacio Euskalduna, el Estadio San Mamés, la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Industrial y Telecomunicaciones de la Universidad del País Vasco, la Universidad de Deusto, el Hospital de Basurto o el Polideportivo de La Casilla.

Se puede pensar que la planificación del tranvía es totalmente estratégica, aparte de para conectar las zonas periféricas con el centro urbano -lo que seguro que es aplaudido por muchos ciudadanos residentes- sirve para mostrar los proyectos urbanos y las construcciones con mayor reclamo turístico o más interesantes de mostrar al visitante de Bilbao. Además, se ha tenido en consideración que quien viaje en tranvía pueda contemplar cada uno de los elementos urbanos mientras se recorre la ciudad, de ahí que la velocidad de la máquina se aleje de la del AVE para parecerse más a un crucero que navega dócilmente por la calle.

Tranvía de Bilbao (Avenida del Ferrocarril)

Tranvía de Bilbao (Avenida del Ferrocarril)

Otra de las peculiaridades del tranvía es su bocina de alarma. Seguro que alguna vez la habéis oído, aunque quizá no hayáis sabido identificarla. Personalmente lo entiendo a la perfección. A mi un día casi me atropella el tranvía y yo sin ser consciente de ello. Sí, yo caminaba tranquilamente por la acera -o lo que yo creí que era una acera, en los inicios del funcionamiento de esta maléfica máquina que quería aplastarme- cuando repentinamente empecé a oír una musiquilla. Ni corta ni perezosa, continué andando a su son, hasta que un señor me avisó con voz de alarma “¡Niña, quítate de las vías, que no ves que te están pitando!”. En serio, ¡ding-dong, ding-dong!, ¡me estaba pitando con una bocina musical!, ¿se supone que esas castañuelas navideñas eran la señal de alarma? ¡Si me da más miedo la campanilla de la panadería! (por no hablar de la del dentista…).

A pesar de su sonido musical el tranvía puede ser un medio muy temible. Todos los que alguna vez os habéis enfrentado a él lo sabéis. Él siempre gana, tiene el control absoluto de las calles. Es el rey y su fuerza se impone a los semáforos, resto de autobuses, coches, bicis o viandantes en circulación. Es más, ha sido capaz de romper una calle por la mitad y de disponerlas a su gusto. El tranvía pasa por donde quiere, cuando quiere y como quiere.

¿Qué me decís urb&walkers?, ¿habéis visto semáforos que duren cerca de diez minutos y otros que pasen del verde-amarillo-rojo en menos de un pestañeo?, ¿habéis disfrutado de la experiencia de un viaje turístico por Bilbao?, ¿Viajáis en tranvía como medio habitual de transporte?, ¡Nos encantará conocer vuestras experiencias con el tranvía!

Anuncios

6 comentarios en “La oruga de Bilbao, velocidad de crucero sobre raíles

  1. “A pesar de su sonido musical el tranvía puede ser un medio muy temible.”

    Toda la razón del mundo, mira a Gaudí que le atropelló y mató uno que circulaba a 10km/h y desde entonces parece que que la sagrada familia no se acabará de construir nunca.

    Mas en serio, no he usado nunca el de Bilbao. No se si está destinado realmente a bilbainos como transporte funcional o si es mas bien para que turistas se deleiten con el diseño urbano que comentas.
    A mi me surge una pregunta, ¿es rentable? Lo comento porque por ejemplo los del metro no hacen mas que quejarse de su no rentabilidad salvo que vayamos todos como sardinas en lata, y de ahí que recorten servicios cada dos por tres.

    • Muy buena tu apreciación a Gaudí, eso indica claramente que a veces las cosas que aparentan ser más inocentes pueden convertirse en algo fatídico ;).

      Por otro lado, es muy interesante el debate que planteas, y como al inicio de este post, me quedo atrapada en una pregunta retórica sin ser capaz de encontrar la respuesta, ¿el tranvía está diseñado con un motivo estético o funcional?

  2. En mi opinión no es nada útil,puede servir a los turistas para conocer la villa pero como medio de transporte no le veo ninguna utilidad,yo personalmente no lo he utilizado nunca y no creo que vaya a hacerlo,a los sitios a los que va yo opto por el autobús o el carro de san fernando,un ratito a pie y otro andando.Otro asunto es el precio del billete,no sé exactamente cuanto vale pero sus detractores siempre han dicho que resultaba muy caro.

    • Gracias Jonhy por el tiempo dedicado a leernos y por tu aportación. ¡Queda anotado tu punto de vista! A título informativo el precio un billete del tranvía es similar a un billete de metro (1,40 normal y 0,70 en txartela barik).

  3. Otra de esas genialidades de alguna mente pensante que desde su sillón y moviéndose en coche oficial decide marear el trafico de la gran ciudad. Como dicen la gente mayor, en Bilbao ya había un tranvía y se quitó por algo. Entonces, ¿Para qué volver a lo mismo?.
    Para mi sigue siendo un atractivo turístico para visitar Bilbao desde un asiento. Su funcionalidad es nula respecto al tráfico urbano. El daño que realiza a la circulación bilbaína y el trastorno a los trabajadores que han de moverse por las calles bilbaínas es altamente perjudicial.
    Pero bueno, como todo, los bilbaínos volveremos a tragar con otra bilbainada de los semidioses que se encuentran al final de la calle buenos aires tras pasar el puente…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s